Posts Tagged ‘Libros’

La RAE y la Redundancia

La Real Academia anda patas arriba. Ahora les ha dado por discutir si hay que forzar el cambio sobre el lenguaje sexista, sobre lo peyorativo del mismo, sobre la necesidad de cambiar el lenguaje para adecuarlo a unos tiempos más feministas.

Sinceramente, tengo dos opiniones muy claras en este debate. La primera es que me parece ridículo que, con los problemas que hay en cualquier ámbito social, un grupo de intelectuales (Que, no nos olvidemos, la RAE es una de las ocho academias españolas, y eso supone que sus componentes tienen que tener cierto grado de preparación) y una ministra anden a vueltas discutiendo sobre si se debe o no se debe hablar de “miembras”

La segunda es que, sinceramente, yo llevo muchos años estudiando, aunque sea indirectamente, la lengua, la gramática española y el uso del lenguaje a través de la escritura. Y que yo sepa, tener que hablar de miembros y miembras es redundante, un concepto que también entra dentro de la gramática. Sigue leyendo

Primavera valenciana, primavera romana.

No sé si os pasa a vosotros, pero muchas veces recuerdo lo que me estaba leyendo cuando me pasó algo. O tal vez recuerde algo al recordar algún libro que me leí. No tengo claro cual es la acción y cual la reacción. Pero creo que esto va relacionado porque, muchas veces, lo que estamos leyendo nos ayuda a enmarcar el mundo de una manera determinada. Relacionamos la vida que vivimos con la que sentimos al leer.

Ahora mismo, el tema más importante es el de la Primavera Valenciana. ¿Por qué? Porque es francamente vergonzoso lo que ha pasado, una atentado a la libertad de expresión y a los derechos humanos. La represión gratuita y brutal, el intentar callar con el miedo la voz del pueblo es algo propio de una dictadura. Aunque se consiga, el silencio no duerme las ideas, y la opinión latente, lo que piensa la gente, seguirá estando ahí. Sigue leyendo

Mal de muchos…

Hoy, vivimos tiempos controvertidos. La reforma laboral propuesta por el Gobierno no ha sentado bien a una parte de la sociedad que se echa a la calle para protestar contra la misma, como viene siendo habitual. De hecho, desde el 15-M parece viva esa opinión latente de manifestarse ante cualquier desacuerdo. ¿Para qué? Quien sabe. La política social normalmente, para bien o para mal, no sigue esos derroteros.

El caso es que podíamos estar peor. Mucho peor. Una situación bastante más díficil se está viviendo no muy lejos de aquí. En Grecia, el echarse a la calle es el pan suyo de cada día para protestar contra los recortes, que, en su caso, si que son demoledores. Ya lo dice el refrán. “Cuando las barbas de tu vecino veas cortar, pon las tuyas a remojar” Sigue leyendo

Poder irresponsable

En medio de un tiempo en que nacionalmente estamos viviendo una serie de cacicadas por parte del Gobierno, las noticias llegan desde el Consejo de Seguridad de la ONU, donde se ha producido un particular abuso de poder por parte de Rusia y China , que han vetado la intervención de la organización internacional en Siria.

Dice el refrán que, el que no se consuela es porque no quiere, pero realmente esta actuación demuestra lo lamentable de las Naciones Unidas, una organización nacida con tintes y apariencias democráticos, pero que realmente es una oligarquía y de las peores.

¿De que sirve la ONU en el momento en que se convierte en una herramienta más al servicio de la política exterior de los más podersos? No tiene ningún sentido que las naciones se reunan y discutan si 188 de ellas no tienen posibilidades reales de hacer nada. Como se suele decir “Si hay que ir, se va. Pero ir pa’ na es tontería.” Sigue leyendo

Pequeños grandes cambios

Hoy, en las semis de la Copa del Rey, el Athletic visita al Mirandés, el equipo que de un tiempo a esta parte se ha hecho más famoso en España precisamente por su trayectoria en este torneo. Probablemente esta noche, salvo los incondicionales del Bilbao, media España apoye al Mirandés.

Yo, particularmente, he sido siempre de equipos pequeños, de esos llamados sufridores ¿Por qué? Pues porque creo que tiene mucho más sentido. Cuando la victoria se convierte en una rutina o en una obligación, lo único que puede suceder es que se pase mal cuando llegue una derrota. Pero cuando no se da por sentada una victoria, se disfruta mucho más.

Este es el caso del equipo de Miranda del Ebro, que acabe donde acabe, ha triunfado, escribiendo otro capítulo en esa clásica historia de David y Goliat, queriendo demostrar una vez más que no es necesaria una gran alteración para cambiar el mundo, sino que muchos pequeños cambios pueden conseguirlo. Sigue leyendo

Cultura de Megaupload

Al fin estalló. Como un globo que se hincha tanto que al final revienta, así pasó con la lucha por la propiedad intelectual, un tema candente y díficil desde la llegada de Internet.

Con todo el mundo pendiente de la resolución de la ley SOPA (Una ley que se trata de explicar en diversos sitios) el FBI, en un movimiento sorprendente, cerró la conocida web Megaupload, provocando un efecto dominó de otras webs de descargas que se vieron amenazadas y provocando un gran descontento social en la comunidad de Internet.

Sinceramente, estos días he podido leer opiniones que han ido degenerando con el paso de las horas, desde que esto era una cacicada que atentaba contra la libertad de todo el planeta, a que volvía el fascismo o que el mundo se iba a convertir en un paradgima de ese 1984 de Orwell. Mi reflexión para con esta situación fue mucho más simple, pues simplemente me pregunto ¿Qué clase de mundo hemos creado que el hecho de una vida sin descargas ilegales es impensable? Sigue leyendo

Del territorio y la Unidad

Asumámoslo, nuestro país está lleno de melodramatismo. En seguida hacemos montañas de granos de arena y la sangre llega al río sin necesidad de aguzar ningún filo. Podemos permitirnos esto porque somos una nación de gentes iguales. En España no conocemos ese concepto de “Ethnicities” que en otros países es la base, sumergida o no, de la sociedad.

Es verdad, en el fondo aquí nuestra máxima controversia llega cuando no sabemos si decir A Coruña o La Coruña o si debemos hablar de Lleida o de Lérida. Sinceramente, en el fondo todo eso son chorradas (y que conste que yo soy defensor de mantener la libertad de cada uno y decir Lleida)

Por eso debo reconocer, por muy mal que me caiga, lo acertado de las palabras de Carmé Chacón “Nos equivocamos primando el discurso territorial frente al social”. Claro que os equivocasteis. Pero pregunto ¿No es eso lo que se quería? Sigue leyendo